Estamos en esa época del año en el que la humedad empieza a jugar una mala pasada a nuestros cabellos. Aparece el temido FRIZZ o más conocido como encrespamiento.

El cabello encrespado se caracteriza por ser difícil de peinar, estar descontrolado y que se eriza con facilidad. Suele afectar a todo tipo de cabellos, ya sea rizado, liso, teñido, etc.

¡No tires la toalla! Hoy os proponemos una serie de consejos útiles y sencillos para domar tu melena y decir “Bye” al encrespamiento. ¡Muy atenta!

  • UTILIZA TRATAMIENTOS Y PRODUCTOS HIDRATANTES:
    La causa más habitual por la que se produce el “Frizz” es la falta de hidratación. Esto hace que el cabello se encuentre reseco y tienda a romperse y escamarse con mayor facilidad. En Rasel te recomendamos nuestro tratamiento Hidratante a base de vitamina E y extractos de granada y fresa que devolverán la suavidad y luminosidad al cabello, evitando el encrespamiento.
  • EVITA LOS CAHMPÚS CON SULFATOS:
    Este tipo de champús cuya composición es a base de sulfatos, tienden a resercar el cabello y potenciar el encrespamiento. Es muy importante que nos fijemos muy bien en los ingredientes que lleva nuestro champú y elegir uno sin sulfatos para mantener a ralla el frizz.
  • NO LAVES TU PELO EN EXCESO:
    Los cabellos secos o que tienes cierta tendencia al encrespamiento deberían lavarse menos de lo habitual. Cuando se lava mucho el cabello este puede perder su grasa natural  y favorecer el frizz.
  • ¡AGUA FRÍA!
    El agua caliente tiende a generar vapor lo que hace que el cabello se encrespe aún más. Te recomendamos aclararlo con agua fría o tíbia. De este modo las cutículas de las puntas quedan selladas, por lo que evitaremos no solo el encrespamiento, sino también conseguimos prevenir la apertura de estas.
  • NO FROTES TU CABELLO CON LA TOALLA BRUSCAMENTE:
    Un error que se suele cometer cuando salimos de la ducha es frotar nuestro cabello fuertemente con la toalla para eliminar la humedad. ¡Error! Esto electrizará tu cabello y propiciará el encrespamiento.  Además, el pelo mojado es muy delixado y se puede correr el riesgo de romper las fibras. Te aconsejamos utilizar toallas turbante que vayan secando la humedad lentamente.
  • CUIDA LA ALIMENTACIÓN:
    Una dieta pobre en nutrientes también es una causa del encrespamiento del pelo. Intenta incluir en tu dieta alimentos ricos en minerales y vitaminas que lo nutran en profundidad.

Estos  son consejos generales sea cual sea tu tipo de cabello. Sin embargo, si tienes el pelo Rizado, aconsejamos: Masajearlo lentamente antes de lavarlo, peinarlo con un cepillo especial de púas anchas, realiza baños de cabello con aceites esenciales como el de Oliva o el de sésamo y una técnica que no falla, aclarar tu melena rizada con agua con Gas.  Todo esto ayudará a restaurar tus rizos y a eliminar el frizz.

¿Qué tu pelo es liso? Este tipo de cabellos tienen menos problema de sufrir encrespamiento, aún así, queremos darte algunos tips: Evita los champú anti-grasa, aplica tratamientos de keratina que favorezcan el frizz, no abuses de secadores y planchas  y por último, evita los cortes de pelo a capas o muy rectos.

Si has llegado hasta aquí, ya conoces todos los trucos y remedios que nos dejan nuestras estilistas Rasel para acabar con el molesto encrespamiento.

Rasel, trabajando cada día por tu salud capilar.

Love is in your hair.

Dejar respuesta